Humanizando el futbol


El neoliberalismo, el libre mercado, la democracia y las libertades que hoy gozamos permiten traspasos, contratos millonarios como el realizado entre el Manchester United y el Real Madrid por el portugués Cristiano Ronaldo.
Que merece esas cifras o no, es una polémica de difícil consenso, pues habrán quienes lo critiquen otros que lo defiendan o justifiquen, lo cierto que aquello es una realidad.
Que se ve mal que en esta situación de crisis económica mundial podamos ser testigos de semejante hecho, que marca una diferencia bien marcada con el resto de equipos del mundo, también es cierto.
Quienes se benefician de este gran negocio, lo tenemos bien claro, las instituciones deportivas involucradas, la FIFA, los representantes, los jugadores y algún otro personaje que se me pueda escapar en la mención.
El publico, los aficionados son meros testigos y solo esperan que tan millonario traspaso se justifique en el gramado.
Ahora pregunto:
Porque no hacer del fútbol una actividad mas humana, mas solidaria, mas de la mano con la realidad y que no sea indiferente a los grandes problemas sociales de la humanidad. Haciendo que una mínima parte de esos millonarios contratos se destinen a obras de bien social.
Eso ayudaría a mitigar en parte los grandes problemas de extrema pobreza, hambre y desnutrición existentes en el mundo, debiendo ser los niños los grandes beneficiados de ese tipo de transferencias.
La FIFA como ente rector del fútbol mundial, debería sugerir, establecer o estipular para que se destine un porcentaje mínimo (un 2% por decir una cantidad) de esos contratos a este tipo de ayuda, y poder así contrarrestar en parte esos grandes problemas, que los países por si mismo no pueden combatir.
Se dice siempre que en los niños esta el futuro, y siendo el fútbol un deporte de masas mundial, por que no hacer del fútbol, esa esperanza deseada para muchos niños del mundo.
Esa ayuda podría ser canalizada por instituciones de acreditado y reconocido prestigio como Cruz Roja, UNICEF, caritas, etc., por citar algunas, o ser la misma FIFA quien se encargue de ver la forma de cómo invertir esa ayuda.
De ser destinados a instituciones como las ya citadas, estas darían cuenta al ente rector del fútbol mundial del destino de esos fondos, y así poder dar cuenta la FIFA en su anuario, la forma efectiva de como el fútbol mundial apoya humana y solidariamente a los niños del mundo.
De esa manera esas transferencias millonarias tendrían un rostro más humano y solidario y también porque sabríamos que parte de ese dinero iría destinado a una buena causa.
Esta es solo una idea, un sueño, una utopía quizás, ojala que las personas más sensatas que intervienen en el deporte profesional pudieran leer esta nota, analizarla, mejorarla y ponerla en práctica.
Harían un gran bien al deporte y a esa sociedad más desprotegida, estoy seguro que gran parte del mundo – por no decir todos- lo agradecerían.

Pablo Pueblo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s